+ ¡CRISTO HA RESUCITADO! ¡FELIZ PASCUA DE RESURRECCIÓN A TODOS! +

domingo, 29 de junio de 2014

DOS NUEVOS SACERDOTES EN LA DIOCESIS DE JAEN


La Diocesis de Jaén cuenta con dos nuevos sacerdotes. David y Jose Manuel que han sido ordenados por el Sr. Obispo. Desde nuestro blog le felicitamos y les deseamos una magnífica accion pastoral.


https://lh3.googleusercontent.com/-cPL-xTfghjA/U6vMDjG9TwI/AAAAAAACT-o/nPO2eWeC8mE/s908/DSC_4737.JPG

INSTRUMENTUM LABORIS

Instrumentum laboris para el sínodo de las familias de Octubre. Se ha elaborado con todas las respuestas que dieron las diócesis del mundo, es decir, el trabajo que hicimos en este curso. Aquello que trabajamos junto a otras aportaciones ha dado como resultado este documento.

jueves, 26 de junio de 2014

MISA DE ACCION DE GRACIAS POR LOS MAESTROS QUE SE HAN JUBILADO ESTE CURSO ESCOLAR

En el día de ayer celebraron una Eucaristia de Acción de gracias los mestros que en el presente curso escolar han pasado a la situación de jubilación. Estuvieron acompañados de otros docentes que participaron en la celebración. Desde aquí les damos las gracias por los años de dedicación a la enseñanza y les deseamos toda la felicidad del mundo en su nueva situación.


martes, 24 de junio de 2014

CONVIVENCIA VOCACIONAL Y JORNADA DE PUERTAS ABIERTAS DEL SEMINARIO DE JAEN


 
 
Seminario Diocesano de Jaén
Seminario Mayor
Seminario Menor
Centro Vocacional "Beato Manuel Aranda"
 
Días 26-28 de junio de 2014: CONVIVENCIA VOCACIONAL
Para chicos a partir de 1º de ESO
Comienzo: Jueves, 26: 10,30h con una JORNADA DE "PUERTAS ABIERTAS", con actividades, deportes, oración... que durará desde las 11,00h hasta las 13,30h
 
Finaliza: Sábado, 28: Con la celebración de las Órdenes de Presbíteros en la S.I. Catedral 



lunes, 23 de junio de 2014

CARTA PASTORAL: DÍA DE SAN PEDRO, DÍA DEL PAPA



29 de Junio de 2014

Queridos fieles diocesanos:

El dedo de Dios con su Iglesia
1. El siglo XX y estos primeros años del siglo XXI han sido y son muy especiales en la larga historia del papado.
Lo estrenó san Pío X, quien selló con su autoridad el movimiento litúrgico moderno. Luego vendría el Papa de las Misiones, Benedicto XV. Lo siguió el sabio Pío XI, paladín de la doctrina social de la Iglesia, siguiendo las huellas de su predecesor León XIII. Pío XII fue un impulsor decisivo de la interpretación de la Sagrada Escritura, la Eclesiología y la Liturgia. Aquella gran figura fue sustituida por el sencillo y rompedor san Juan XXIII, que convocó el Concilio Vaticano II. Pablo VI, que muy pronto será beatificado, sería quien lo concluiría y llevaría a su aplicación. San Juan Pablo II llevaría el Evangelio de Jesucristo a todos los continentes. A Benedicto XVI, el Papa de las esencias, de la renovación interior de la Iglesia y del Ecumenismo le ha sucedido recientemente, el Papa Francisco que encamina sus pasos a lograr una Iglesia misionera, cercana, pobre con los pobres.

Sucesores del Apóstol Pedro
2. Sabemos que el designio de Dios Padre era que Cristo, una vez resucitado, fuera plenamente glorificado junto a Él, en la Gloria. Por eso, el mismo Señor estableció que existiera siempre en su Iglesia, mientras caminara en la historia, alguien que hiciera las veces de Jesús y fuera principio visible de unidad: su Vicario en la tierra. Para ello, puso al frente de los Doce a Pedro Apóstol y determinó que el Colegio Apostólico perviviera, por los siglos, en el Episcopado. El Colegio de los Obispos sucede a los Doce y el Papa es su Cabeza.
Cada generación cristiana tiene así la posibilidad de estar en la Iglesia fundada por Jesucristo. Si hoy seguimos y escuchamos al Papa Francisco y al Colegio de los Obispos, en comunión con él, podemos tener la seguridad de que recibimos sin adulterar y completa la doctrina de Jesucristo y sus sacramentos, la voz y cuidados del Buen Pastor.
La solemnidad de san Pedro Apóstol nos recuerda, por ello, que el Vicario de Jesucristo en la tierra pervive hasta nosotros y pervivirá hasta el final de los tiempos en la persona del Papa. “Donde está Pedro, allí está la Iglesia, allí está Cristo”, decía el gran San Cipriano. No hay mejor garantía de fidelidad que seguir el Magisterio y el Pastoreo del Papa, en cada momento de nuestra historia.

Fidelidad al Papa
3. Forma parte de la espiritualidad de la persona católica vivir ese vínculo personal con el Vicario de Cristo. Se trata de un elemento muy característico del católico.
El Apóstol Pedro no era de por sí “una roca”, sino más bien un hombre débil e inconstante. Sin embargo, el Señor quiso convertirlo “en piedra”, para demostrarnos que, a través de un hombre débil, es Él mismo quien sostiene con firmeza a nuestra Iglesia y la mantiene en la unidad.
El Papa nos confirma en nuestra fe pues necesitamos de una orientación que dé una dirección segura a nuestra vida. Una vida sin norte, sin Dios, no tiene sentido, queda vacía, relativiza todo y, al final, ya no se puede distinguir el bien del mal, lo opinable de lo que es cierto. Tenemos necesidad de Dios, de Cristo y de la comunión en la Iglesia que nos une y reconcilia. Cristo quiso garantizar para siempre tanta riqueza a través del servicio y magisterio de los Papas. Seamos siempre fieles a su voz, garantía de verdad y seguridad para nuestra fe.

Reconozcamos y oremos por su ministerio
4. Veamos siempre en el Papa Francisco al sucesor de Pedro a quien el Señor ha encomendado el ministerio pastoral en toda la Iglesia.
A él le ha dicho como un día a Pedro: “Apacienta mis ovejas” (cf. Jn 21, 15-19). Veamos en él al sucesor de aquel a quien dijo Jesús cerca de Cesarea de Filipo: “Tú eres Pedro, y sobre esta piedra edificaré mi Iglesia” (Mt. 16, 18). Dejémonos de comparaciones inútiles.
Escuchemos y oremos por el actual sucesor de Pedro porque el Señor ha querido convertirlo “en piedra”, sin cambiarle su forma de ser y de expresarse, como a sus antecesores. Necesita de nuestra ayuda. La cultura del relativismo y egoísmo no tolera las palabras claras y exigentes, aunque siempre llenas de amor y dichas con sencillez. Ya a los apóstoles quisieron hacerlos callar, pero nadie lo consiguió.
¡Felicidades, Santo Padre, de los fieles de Jaén!
Con mi afecto y agradecimiento en el Señor.




X Ramón del Hoyo López
      Obispo de Jaén

domingo, 22 de junio de 2014

CARTAS A JESUS DE NAZARET



Carta 32 a Jesús de Nazaret. 
Santos Pedro y Pablo. 29 –junio- 2014.
Evangelio. Mateo: 16, 13-19
 

S

eñor.: Me extraña la pregunta que, al llegar a Cesárea de Filipo hiciste a tus discípulos. Da la impresión de que te importaba el “qué dirán” de la gente. Cosa que no creo. 

O que, en aquellos tiempos de tu estancia en la tierra, existiesen encuestas políticas, o simples sondeos populares. Cosa que, tampoco me consta por el conocimiento de la Historia.

No fue por ignorancia, ni por simple curiosidad.

¿Por qué hiciste la pregunta?

Tú, hombre excepcionalmente inteligente, lo tenías que saber. No vivías aislado; sino todo lo contrario. Veías la reacción de la gente ante tus milagros y oías, al terminar tus discursos, los comentarios de la gente sencilla y la de los maestros.

Aventuro mi respuesta: No te interesaba la respuesta de la multitud, que suele estar contaminada, y que por impersonal, no compromete. ¿Es así?

Hoy, ¿la harías? Creo que lo que verdaderamente te interesa es el diálogo personal que pone a la persona preguntada ante ti, desde la verdad y la empatía.
                       
La respuesta de Pedro sí la diste por buena. Tú eras el enviado por el Padre para instaurar  el Reino de Dios en la Tierra. Dabas así origen al nuevo pueblo de Dios. Pedro, judío,  iba a substituirte como vicario y primera cabeza de ese nuevo pueblo.                 

A la confesión de Mesías, añadió el reconocimiento  de ti como Hijo de Dios vivo.

 Señales más que evidentes de que Pedro era el indicado por el Padre para ser el Gran Puente de la Nueva Realidad. La Piedra para construir tu Iglesia, y Garantía firme de no ceder ante los embates del Maligno.

Acertaste, como no podía ser de otra forma.
Desde entonces, no dejan de golpearla fuertes ataques de diversas fuerzas.

Y lo nombraste árbitro, en tu nombre, entre el Cielo y la Tierra. A todos tus seguidores, aunque no vayamos a tener tanta responsabilidad, nos eliges para hacerte presente en nuestro mundo y en tu Iglesia.

Por eso, nos preguntas: ¿quién soy yo, para ti?

A tu pregunta, debe seguir una respuesta similar a la de Pedro. Te manifiesto la mía:

Tú, eres el Hijo de Dios, persona que vives y  para la que yo quiero vivir unido en el amor.


Con afecto y adoración. Bartolomé Menor

¡¡¡TE ADORAMOS HOSTIA DIVINA!!!


viernes, 20 de junio de 2014

DON JUAN QUILES CLÁJER PÁRROCO ELECTO DE EL SALVADOR DE BAEZA



Nacido en Santisteban del Puerto el 9 de Enero de 1949 fue ordenado sacerdote el 30 de Septiembre de 1973.
Actualmente era Párroco de la Parroquia de San Francisco de Asís en Villacarrillo, desde el año 2000 que fue nombrado por D. Santiago García Aracil.

La Parroquia de El Salvador de Baeza se alegra por su nuevo párroco y ora por él y su ministerio sacerdotal desde este mismo día de la publicación de su nombramiento.

DESPEDIDA DE NUESTRO PARROCO D. MARIANO



COMUNICADO DEL PÁRROCO DE EL SALVADOR
GRACIAS BAEZA

El Sr. Obispo de la Diócesis de Jaén, D. Ramón del Hoyo López, sucesor de los apóstoles en la Diócesis de Jaén, al que le debo respeto y obediencia desde el día de mi ordenación sacerdotal me ha pedido salir de la Parroquia de El Salvador de Baeza para atender una nueva comunidad parroquial: La Parroquia de San Juan Evangelista de Mancha Real.

Quiero manifestaros mi más profundo agradecimiento y afecto a toda la ciudad de Baeza y la pedanía de la Yedra por la acogida, respeto y cariño que me habéis dispensado desde el mes de septiembre de 2001 cuando tomé posesión.
Me habéis considerado un baezano más y yo así me he sentido entre vosotros, teniendo nuestra ciudad y a cada uno de vosotros como mí hogar y mi familia.

Muy especialmente reseño a las comunidades parroquiales de El Salvador y del Santo Cristo de la Yedra junto a nuestra Agrupación Arciprestal de Cofradías y Hermandades a las que he servido lo mejor que he sabido pudiendo decir como San Pablo que no me he guardado nada para mí.
Gracias a todos mis colaboradores, corresponsables conmigo en el buen pastoreo de la comunidad. Vuestro apoyo, ayuda incondicional y animosa entrega ha sido un gran estímulo en mi ministerio sacerdotal. Que Dios os lo pague hermanos y amigos míos.

Me marcho con la pena lógica de cortar raíces profundas humanas y cristianas pero satisfecho de haber contribuido a mantener y fortalecer esta antiquísima comunidad cristiana de El Salvador, muy especialmente  en haber visto cumplido un deseo por el que hemos orado en muchas ocasiones, una vocación sacerdotal, que se concreta en mi querido ahijado Andrés. Demos gracias a Dios por haberlo llamado y a su familia y nuestra comunidad parroquial que ha sido y es el útero materno.

Por último, sabed que me tenéis siempre a vuestra disposición como sacerdote, hermano en la fe y amigo. No dudéis en contar conmigo si os puedo ser útil en vuestra vida.
Igualmente os pido encarecidamente que acojáis a vuestro nuevo párroco con el mismo cariño que a mí, que os pongáis a su disposición con servicial animosidad, también aquellos hermanos de la comunidad que por mis limitaciones y torpezas no habéis congeniado conmigo, ahora tenéis una nueva oportunidad, os pido que la aprovechéis.

Pido perdón por mis errores y os aseguro que os quiero a todos de corazón y rezaré por vosotros todos los días.

Gracias a todos y que Dios os bendiga.

Mariano Cabeza Peralta