+ DEL 20 DE JULIO AL 20 DE AGOSTO NO HABRÁ MISA ENTRE SEMANA EN LA PARROQUIA, SÓLO SÁBADOS Y DOMINGOS +

viernes, 29 de octubre de 2010

MEMORIA DE CARITAS 2009


Rafael Del Rio y Sebastián Mora en la presentación de la Memoria de Cáritas 2009

Se duplica el número de personas atendidas, de donantes y de socios de Cáritas

Cáritas denuncia que “están pagando la crisis los que no la provocaron y los que menos tienen”

Prestó ayuda de primera necesidad a 800.000 personas el años pasado, el doble que en 2007

Sebastián Mora, secretario (José Manuel Vidal).-Nos sentimos frustrados, angustiados y con un nudo en la garganta ante las necesidades a las que no podemos llegar". Es el lamento dolido del presidente de Cáritas española, Rafael Del Río, ante el aumento creciente de los pobres en esta "enorme crisis".

Sólo en 2009, su institución prestó ayuda de primera necesidad a casi 800.000 personas en España el doble que en 2007. Un dolor esperanzado. Porque, si bien es cierto que se ha duplicado el número de personas atendidas por la organización socio-caritativa de la Iglesia, también se duplicaron los donantes y los socios, amén de crecer los voluntarios.

El número de socios y donantes ha pasado de 225.641 a 472.873. En este capítulo, llama la atención que el donativo medio que recibe la institución es de 10-15 euros. Eso significa, según el secretario general de Cáritas, que "hay muchas personas que comporten lo poco que tienen y que los más pobres son los más solidarios".

Cáritas española presentó su memoria 2009. Con datos y cifras que cuantifican la pobreza y le ponen rostro. "Damos cuenta de lo que hemos visto, hecho y vivido", dice su secretario general, Sebastián Mora. Y ante los resultados de la memoria, "nos sentimos orgullosos de lo hecho, pero dolidos y tristes por el sufrimiento que hay en el mundo y en España".

En concreto, el número de personas atendidas por Cáritas pasó de las 633.315 de 2008 a las 786.273 de 2009, un dato que representa el doble del registrado en 2007 (370.251). Es decir, en los dos últimos años se ha duplicado el número de pobres que acuden a la organización eclesial.

La mitad de las personas que acuden a Cáritas son españolas y la mitad, inmigrantes. Sebastián Mora quiso dejar muy claro, en este campo, que "por mucho que digan los políticos, los inmigrantes no son los causantes de la crisis, sino los que más la están sufriendo". Porque, como remachaba Rafael Del Rio, "la mayoría de ellos no cuenta con la red de protección familiar, de la que disponen los españoles".

Aumenta la pobreza en España

Las personas más necesitadas de ayuda son parados recientes, familias jóvenes con niños pequeños a su cargo, mujeres solas con cargas familiares y mujeres inmigrantes. Y es que, como explicaba Mora en rueda de prensa en la sede de la institución, "hubo un incremento importante de la pobreza en España en el 2009. Un incremento que sitúa la pobreza en el 20,8% de la población".

Si a esto se une el que "disminuyeron drásticamente las políticas públicas de protección, el horizonte que plantea la crisis es de una incidencia cada vez mayor de la pobreza".

De hecho, Mora explicaba que el 58% de las personas que atiende su institución vienen derivadas de los ayuntamientos. Y las expectativas de cara al año próximo son todavía más sombrías. "La situación no mejora, sino que puede empeorar, porque la protección pública tiende a bajar, con lo cual Cáritas va a tener una presión asistencial mayor".

Sebastián Mora denuncia, en este sentido, que "los que están pagando y sufriendo más la crisis son los que no la provocaron y los que menos tienen". De ahí que pida una creciente solidaridad y más ayudas públicas. "Es necesario que la opinión pública conozca como padecen y sufren los más pobres, sus lágrimas, su llanto, sus gritos, su dolor..." Y añadía, casi suplicante: "Necesitamos más manos y más medios para seguir adelante".

Cáritas española invirtió 230 millones de euros en 2009, 13 millones de euros más que en 2008. Con un incremento del 6% en relación con 2008 y del 15% en relación al 2007. Con la particularidad de que de esos 13 millones invertidos, nueve proceden de personas privadas y sólo cuatro de las administraciones públicas.

"Eso significa -según Mora-, que la institución cuenta con un fuerte apoyo de la base social y, por lo tanto, con libertad y capacidad de denuncia para poder criticar las políticas sociales, porque no depende de las administraciones públicas".

Cáritas ha invertido los abundantes donativos recibidos en tres campos prioritarios: acogida y atención primaria, vivienda y empleo, que son las tres necesidades más básicas de las personas.

En total, la organización de la Iglesia ha podido atender a más de 6 millones de personas: un millón y medio en España y cuatro millones y medio en el extranjero. "Unos datos muy significativos en unos momentos en los que, a causa de la crisis, se habla de egoísmo y de sálvese quien pueda", matiza Mora.

Junto a los donativos y a las personas atendidas, también crece el número de voluntarios de la asociación en un 5%, para situarse en 59.686 personas, de las que el 70% son mujeres. "Está clara la especial solidaridad de las mujeres para ayudar a los que menos tienen, quizás porque son también ellas las que más están sufriendo la crisis", dice el secretario general de Cáritas española.

No hay comentarios: