+ ¡BIENVENIDOS! +

lunes, 12 de junio de 2017

CONCLUSIONES DE LA ASAMBLEA ARCIPRESTAL


Baeza, 10 de junio de 2017

RESPUESTAS A LAS PREGUNTAS DEL SEGUNDO MOMENTO
¿CÓMO ESTOY? ¿CÓMO ESTAMOS?

Ilusionados con los grupos de pertenencia. Preocupados por el entorno familiar, por las formas diferentes de ser los niños hoy día. Agobiados por las dificultades de conectar con los catecúmenos. Desilusionados por el mal uso que algunas personas hacen de los Sacramentos que reciben en la Iglesia. Preocupados de transmitir el Evangelio con alegría. Desmotivados en muchos grupos de mayores y jóvenes. Alertados por algunas malas gestiones de Hermandades y Cofradías en el seno de las Parroquias. Trabajando por mejorar. Atentos a la sociedad secularizada, en la que no interesan los valores de Cristo. Necesitados de esperanza e ilusión. Llamados a buscar la minoría, los grupos con verdadero interés.


¿A QUIÉNES NOS ESTAMOS DIRIGIENDO?

Personas débiles de espíritu. Grupos desunidos. Personas tibias de corazón. Conectar con las familias (padres y abuelos) para implicarlos en la formación de sus hijos. Fieles con muchísimas actividades, a veces superpuestas, que llevan a la división. Gente con poca disponibilidad.

¿CÓMO VEMOS EL FUTURO?

Ideas para un futuro mejor:
Saber escuchar.
Cuidar a los sacerdotes.
Buscar a los alejados para presentarles a Dios. Necesidad de una nueva formación permanente. Buscar a los más necesitados.
Dar misiones útiles de servicio a los demás.
Buscar motivaciones más allá de las tradiciones. Sembrar entre los más jóvenes.
Adecuar las respuestas a las edades y las dinámicas de la catequesis.
Mayor participación de los jóvenes, niños y familias en las celebraciones de la Eucaristía.
Homilías adecuadas a los asistentes de las diferentes celebraciones en la Iglesia.
Pasar por nuestra vida el Evangelio de cada día. Necesidad de conversión de todos los agentes de la Pastoral.
Búsqueda de una espiritualidad que lleve el Amor de Dios a todas las personas.
Ser conscientes de la necesidad de Dios que tiene cada hombre o mujer.
Mejorar las metodologías.
Retiros espirituales.
Organización en común.
Apostar por la calidad, no por la cantidad. Cuestionar la administración a todo el pueblo de los Sacramentos por mera costumbre popular.
Estudiar los cambios en la estructura familiar. Presentar el Evangelio como Buena Noticia.
Mayor acogida a todos.
Aceptar la Cruz y vivir con alegría el sufrimiento. Transmitir compasión a los alejados.
Tener esperanza en un futuro mejor.
Compromiso de trabajar en equipo todas las Parroquias.
Cimentar los proyectos futuros para la Pastoral de la Diócesis.
Concretar las propuestas de los próximos cuatro años.
Reuniones del Arciprestazgo una vez al trimestre.

No hay comentarios: